A la búsqueda de un África más verde.

Antes del brote de coronavirus, los esfuerzos por un África más sostenible estaban progresando. Si bien a priori se podría pensar que la pandemia podría haber parado este progreso, la realidad es opuesta y bastante optimista.

En diciembre de 2020, la Agencia Internacional de Energía Renovable (IRENA) y el Banco Africano de Desarrollo (BAFD) suscribieron un acuerdo de partenariado que impulse las energías renovables en el continente y facilitar su transición ecológica para el 2030.

Impulsar el Sahel con energías renovables

África Subsahariana podría generar el 67% de su energía a través de energías renovables para el 2030, y generar 2 millones de empleo en energías limpias en el 2050

No podemos olvidar que África dispone de grandes fuentes para la energía renovable, especialmente la solar, y que esto, además de tener un gran impacto positivo en el clima, podría implicar también un nuevo sector de empleabilidad para la población local y, por tanto, una mejora en la calidad de vida.

En el Sahel encontramos otra de las grandes iniciativas impulsadas por el BAFD en materia de energías renovables: Desert to Power. La idea es aprovechar la luz solar del desierto para producir energía, lo que podría hacer del Sahel la planta de producción de este tipo de energía limpia más grande del mundo, y 250 millones de personas africanas podrían verde beneficiadas.

Imagen1
Chuttersnap vía Unsplash

En el oeste de África, aproximadamente la mitad de la población carece de acceso a la electricidad, y solo un 3% de los hogares funcionan exclusivamente con energía solar.

La potencialidad del continente en materia de energías renovables tampoco ha pasado desapercibida para la Unión Europea, que en noviembre del año pasado destinó 82 millones de euros para proyectos de energía renovable en África. Esta inversión se ha gestionado, entre otros, a través de un programa de apoyo a zonas rurales y periurbanas de África subsahariana dirigido por COFIDES, así como por otros acuerdos de garantía suscritos por la Agencia Francesa de Cooperación (AFD) y la Institución Financiera para el Desarrollo de Italia (CDP).

Compartir: 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Otros posts sobre Inversión y desarrollo sostenible

¡No te pierdas nada!

 

Suscríbete a la newsletter de Cideal.

Privacidad y cookies: este sitio utiliza cookies. Al continuar utilizando esta web, aceptas su uso. Para obtener más información, incluido cómo controlar las cookies, consulta aquí   
Privacidad